martes, 28 de febrero de 2012

Diabetes: Características y Síntomas

Existen diversos tipos de diabetes los cuales se asocian a su origen, estado físico de la persona o factores genéticos, sin embargo la diabetes más común a nivel mundial es la Diabetes Mellitus tipo II, cuya predominancia es del 90% sobre los otros tipos de diabetes, afectando comúnmente a personas mayores a los 35 años siendo los más propensos aquellas que sufren de obesidad. En lo que concierne a este escrito se hablará de la Diabetes Mellitus tipo II.
Este tipo de diabetes es originado por fenómenos de insulinoresistencia, es decir, por una dificultad para que la insulina actúe en los tejidos debido a alteraciones en el número de receptores de esta proteína. Debido a ello en las fases tempranas de esta enfermedad el páncreas intentará compensar este hecho produciendo mayor insulina de la necesaria, hiperinsulinismo, pero conforme avance la enfermedad la reserva de insulina se irá agotando provocando que el enfermo una dependencia a la administración de insulina. Como consecuencia de la insulinoresistencia el cuerpo es incapaz de metabolizar la glucosa derivando en una alta concentración de la glucosa en sangre, y ello es lo que acarrea los graves problemas de la diabetes.
Es muy importante que la gente preste atención a la aparición de los síntomas ya que su diagnóstico oportuno y tratamiento marcan la diferencia entre una vida en los Campos Elíseos o un sufrimiento en el Tártaro. Existen diferentes factores a los que hay que prestar especial atención, siendo uno de los más importantes el sobrepeso y la obesidad ya que es la característica más notoria de esta enfermedad y si existe un diagnóstico temprano podría reducir el riesgo de padecer diabetes y llenar una vida saludable. Otros factores a los que se le deben prestar atención son el desgaste físico tanto en actividades intensas como aquellas tan simples como subir escaleras, el cansancio excesivo y la frecuencia de calambres musculares, problema derivado de pérdida de electrolitos. Otros síntomas son la poliuria y la polidipsia, el primero se refiere a una micción frecuente y excesiva por la concentración de glucosa en la sangre, y el segundo hace referencia a la ingesta de líquidos en cantidad superior a lo habitual. El resto de los síntomas son detectados por medio de análisis sanguíneos y pruebas derivadas caracterizadas por los altos niveles de glucosa en la sangre y las pruebas de resistencia física.

2 comentarios:

  1. Hola..!!
    La información de las entradas en muy interesante, pero tal ves le falta más tu opinión. El deseño del blog está padrísimo, me gusta el fondo es muy llamativo, pero las letras deberian estar un poco más grandes.! En conclusión me gustó.!!

    ResponderEliminar
  2. Hola! En lo personal siento que tu blog esta bien! tiene mucha información y se ve que si has investigado sobre el tema, en lo que es el diseño del blog tal vez podrias hacer tu letra un poco más grande ya que por la imagen que tiene átras en ocasiones es un poco dificil leer.

    ResponderEliminar